Cáritas y la UCA presentaron un informe sobre la pobreza en Argentina

En el contexto de la Colecta Anual, Cáritas Argentina y el Observatorio de la Deuda Social de la Universidad Católica Argentina (ODSA) presentaron, el 9 de junio, el informe “Un rostro detrás de cada número. Radiografía de la pobreza en Argentina”, un análisis exhaustivo de la grave situación social que atraviesa el país y las políticas sociales desplegadas para atender la emergencia. La presentación estuvo a cargo de Monseñor Carlos Tissera, presidente de Cáritas Argentina; Agustín Salvia, director del ODSA-UCA; Ianina Tuñón, coordinadora del programa Infancia (ODSA-UCA); Nicolás Meyer, director ejecutivo de Cáritas Argentina; Macarena Sarmiento Peretti, Cáritas Buenos Aires y Solange Rodríguez Espínola, coordinadora del programa Desarrollo Humano (ODSA-UCA).

Monseñor Tissera, presidente de Cáritas Argentina, destacó que Cáritas Argentina aumento en más de dos millones de personas la asistencia durante la pandemia e hizo un llamado a la unidad y la generosidad para enfrentar los momentos difíciles que vive el país: “Pedimos a todos, a los dirigentes políticos, empresarios, a los sindicatos, que nos podamos unir ante la necesidad. Se trata de un gesto de solidaridad y de comunión, para que realmente podamos aportar eso que no encontramos en la farmacia ni en el banco, la solidaridad y la fraternidad. Y eso nace de los corazones. La colecta es la oportunidad para poner el corazón a esta situación de miseria, de dolor y de pobreza que vive la Argentina.”

En tanto, Agustín Salvia director del ODSA-UCA señaló: “Las privaciones sociales no sólo se expresan en la pobreza por ingresos, también en dimensiones fundamentales para el desarrollo humano. La Argentina tiene un 41.9 de pobreza multidimensional y cuando miramos vemos que hay un problema mucho más grave: pobreza multidimensional estructural. Dentro de esa Argentina con pobreza también tenemos una Argentina desigual”, y agregó: “Hoy tenemos un 10% de personas en situación de indigencia, si no hubiese habido programas como el IFE y ALIMENTAR, el porcentaje se hubiera duplicado, y casi triplicado si no existieran los programas anteriores al COVID.”

Según el director del ODSA-UCA, para revertir esta situación “Tenemos que generar más trabajo, a través de la inversión pública y de la inversión privada, en especial de las pequeñas y medianas empresas, que necesitan tener un horizonte de certidumbre. Y necesitamos bajar la inflación, en estos escenarios de alta inflación, ningún esfuerzo alcanza. Se come todo, los bienes a los que podemos acceder y las energías para poder planificar. En ese sentido, Salvia pidió: “Crear riqueza en la pobreza, para potenciar el trabajo social, crear desarrollo local para recuperar el empleo desde ahí”.

A su turno, el director ejecutivo de Cáritas Argentina, Nicolás Meyer planteó: “Muchísimas personas en nuestro país están viviendo tiempos muy difíciles. La pobreza creció muchísimo, y la situación es cada día más compleja. Familias que sienten que pueden perder su trabajo. Nos damos cuenta de que la ayuda no alcanza, que tenemos que crecer. Las estadísticas no nos permiten sensibilizar que detrás de cada número hay familias, por eso queremos ponerles un rostro humano a los números de la pobreza”. Y advirtió: “La ayuda no alcanza. Necesitamos más fondos y recursos. La colecta anual es una gran oportunidad”.

Rodríguez Espínola advirtió, a su vez, sobre las consecuencias psicológicas de la situación social: “Se observa que el 24% de la población alcanza sintomatología ansiosa y depresiva. En aquellos hogares que sufrieron inseguridad alimentaria, los niveles de malestar psicológico aumentaron. A mayor precariedad educativa y económica, la sintomatología ansiosa y depresiva aumenta. Si bien 2020, el indicador alcanza el valor más alto y luego tiende a decrecer levemente en los estratos bajo marginal, aumenta en el resto de los estratos.”

Macarena Sarmiento Peretti, de Cáritas Buenos Aires, destacó que Cáritas “es la organización de la Iglesia Católica que animada por los valores del evangelio trabaja y se esfuerza para dar respuesta a las problemáticas sociales.” “La capilaridad que nos caracteriza, que es la que permite que estemos cerca, que seamos el territorio, es lo que nos permite estar inmersos en las diferentes realidades que atraviesa nuestro país”, recordó y advirtió: “La pandemia trajo esta intermitencia en la presencialidad de la escuela y visibilizó la gran desigualdad de conexión. Desde Cáritas estamos presentes para más de 20 mil destinatarios de nuestros programas educativos”.

Sobre el tema educativo y el efecto de la pandemia, Ianina Tuñón, coordinadora del programa Infancia (ODSA-UCA) señaló: “La gran mayoría se han conectado a través de redes sociales, y el 29.8% se han conectado por plataformas, como zoom, meet, etc., teniendo un vínculo más directo con sus maestros. El 72% de los niños de las clases sociales más aventajadas pudo tener un contacto con sus maestros a través de las plataformas, mientras que el valor para los menos aventajados fue mucho menor”.

El informe del ODSA de la UCA muestra un claro aumento, no sólo en los niveles de pobreza, sino también en los de indigencia. El informe pone en evidencia que muchas familias que siempre tuvieron trabajo hoy han caído debajo de la línea de la pobreza incluso conservando esos empleos. Según advierte el trabajo, la infancia se ve particularmente afectada por esta situación y hoy en Argentina, más de la mitad de los chicos son pobres, porcentaje que alcanza casi el 75% en el Conurbano bonaerense y otras zonas del país. Del estudio se desprende además que, en un contexto de caída del empleo formal, las medidas sanitarias adoptadas por la pandemia de COVID-19 afectaron con mayor fuerza a quienes contaban con empleos precarios y a los trabajadores de la economía informal.

Otros elementos que analiza el informe son las consecuencias de las interrupciones de las clases presenciales en menores en edad escolar y los efectos psicológicos que la situación de pobreza ha generado en las familias. Junto a la pobreza material crecieron considerablemente las múltiples consecuencias psicológicas y afectivas, provocadas por la enorme presión emocional que se genera tanto por la enfermedad, como por las medidas asumidas para afrontarla

La presentación se realizó en el marco de la Colecta Anual de Cáritas, que ya se inició en forma digital y se realizará en forma presencial los próximos 12 y 13 de junio en todo el territorio nacional. Cáritas Argentina lanzó su tradicional Colecta a fines de mayo, bajo el lema “En tiempos difíciles compartamos más”, tras alcanzar a más de 3.000.000 de personas con ayuda material durante la pandemia de COVID-19.

El 26 de agosto, Día de la Solidaridad, es la fecha en la que Cáritas Argentina da a conocer el número final de lo recaudado en cada Colecta. El año pasado, la recaudación total fue de $ 126.165.558.-. La cifra representó un 8,58 % de incremento respecto de 2019. El dinero de la Colecta se destina al sostenimiento de programas de ayuda inmediata y de promoción humana que Cáritas desarrolla durante todo el año, relacionados con microemprendimientos productivos y de autoconsumo, capacitación laboral, planes de inclusión educativa, abordaje pastoral y comunitario de las adicciones, cuidado de la primera infancia, formación en ciudadanía, centros comunitarios de atención integral, jardines maternales, entre otros.

¿Cómo colaborar con la Colecta Anual de Cáritas?

Se puede hacer llegar los aportes de muchas maneras:

– Por tarjeta de crédito, débito, CBU, pagomiscuentas o Mercado Pago

ingresando a nuestro sitio www.caritas.org.ar/sumate

– Por teléfono desde todo el país, llamando al 0810-222-74827

(al costo de una llamada local)

– Por transferencia o depósito bancario a nombre de Cáritas Argentina:

Cuenta Corriente Banco ICBC Nº 0546-02000042/42

Sucursal Casa Central 0546

CBU 0150546702000000042422

A nombre de: Cáritas Argentina – CUIT 30-51731290-4.

[Alias DONA.CARITAS.ARG]

– Para la recepción de donaciones en efectivo se repartirán sobres y se desplegarán alcancías o urnas en parroquias, capillas, centros misionales y lugares públicos como plazas, avenidas, o supermercados, de acuerdo las posibilidades sanitarias de las distintas localidades del país.

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Noticias relacionadas

El trabajo cuida a las personas y su dignidad

Cáritas Argentina lanzó su campaña anual para impulsar en la sociedad iniciativas que promuevan el …

Leer más

Trascender a través de un legado solidario: una posibilidad al alcance de todos

Durante el mes de septiembre y bajo el lema “Que tu solidaridad trascienda”, se lleva adelante …

Leer más

Cáritas recaudó un 73.3% más en su Colecta Anual y aumentará la ayuda a los más necesitados

El 26 de agosto, Día de la Solidaridad, Cáritas Argentina presentó el informe de recaudación …

Leer más